HOME
11/01/2013 - PINGÜINOS - 2013

PINGÜINOS - 2013

El calentamiento global ha llevado a los Pingüinos a concentrarse una vez más en Valladolid este finde.

Una vez que terminas la preparación mañanera para acudir a la primera gran concentración motera en nuestro país, lo entiendes todo. Después de vestir tres capas de ropa (con su correspondiente primera capa térmica), por arriba y por abajo, y tratar después, no sin poco esfuerzo,  de enfundarte la última capa con las protecciones, tus andares se acaban asemejando tanto al del pingüino que, si algún estudioso de estas aves (o  ‘pingüinólogo’), se hubiese dejado caer por Valladolid este fin de semana, empezaría a tomarse más en serio lo del cambio climático.

Aunque, a pesar de que pasar frío forma parte del Programa de actividades de Pingüinos cada año, he de decir que, según mi conductor y acompañantes (tres tíos duros y valientes): ’No ha hecho tanto frío como otros años’. Sirva esto para recelo del mesepero que pudiendo subir al Polo Norte, no quiso acompañarnos en la expedición. Y obviaré por supuesto lo que opinaban mis manos y mis pies al llegar a casa. Además, el factor meteorológico protagonista del encuentro de este año ha sido la lluvia.

He de decir que tanto en el trayecto de ida como en el de vuelta, nuestro querido dios Zeus se portó y no nos hizo tener que echar mano del traje de agua. Sí lamentamos, en cambio, no haber llevado paraguas durante algunas partes del laaaaaargo pasar y pasar de motos en el Desfile de Banderas o cuando llegó el momento de ir a algún bar a llenar el depósito con gasolina motera (del latín cerevisĭa). Vamos, que hubo momentos que cayó agua suficiente para dibujar literalmente dos arcoíris, ¡al mismo tiempo!

Si bien, desde el momento que llegas a Valladolid, empiezas a escuchar el rugir de los motores y a sentir esa gran pasión por las motos que a todos los que vamos hasta allí nos une, te das cuenta que has dedicado demasiado espacio a la meteorología. ¡Qué más da!, Who cares! o Je m´en moque! pensarían muchos de los allí presentes. Venidos desde Inglaterra o Francia, y todas partes de España, lo que menos les preocupaba una vez allí era el tiempo. Son moteros duros...¡como yo!

Pero ni el más duro de los moteros, ni el que más tumba la moto, ni el que menos curvas se ha comido, puede dejar de sentirse allí como un niño el día de Reyes. El escenario que se crea la mañana del Desfile de Banderas es comparable al de un árbol de Navidad con todos los regalos colocados uno tras otro. Conforme van pasando los motocicletas, a cuál mejor, más original o más interesante,  las caras de los allí presentes se van tornando tan ensimismadas como las que los niños traen de serie para espectáculos semejantes.

Y es que seguramente no existan muchos sitios en los que estas viendo pasar de forma contínua y agrupada, durante más de dos horas, motos de diferentes tipos, colores, tamaños, cilindradas, etc, con toda clase de accesorios, músicas, luces, peluches o inflables. Ni un escenario en el que gustos y estilos moteros tan diversos entre sí, coexisten y disfrutan de una pasión común…el orgullo de ser motero.

Pese a que ha habido menos inscritos que el año pasado, y menos de los nuestros los decididos, las motos han sido muchas, el ruido que han hecho elevado, y la pasión que le han puesto los moteros y moteras insuperable.

¡Qué dura es la vida de moter@!  Irene

-------------------------------------------------------------------------------------

Camino a ´Pingüinos´

Los moteros salmantinos, que han reducido salidas por la crisis, no se perderán una de las concentraciones típicas del calendario nacional.

Por tradición y proximidad pero, sobre todo, por reencontrarse con otros compañeros aficionados a los vehículos de dos ruedas y por vivir el ambiente festivo, cientos de moteros salmantinos ruedan hacia El Pinar de Antequera en el barrio vallisoletano de Puente Duero, donde se celebra la 32 edición de “Pingüinos”, la gran concentración internacional de invierno.

Se trata de una cita “obligada” para los moteros charros que, tanto de forma particular como junto a compañeros de clubes como Ruedas Charras o Moteros Sin Prisa, se desplazan a Valladolid.

La mayoría viajan este sábado para disfrutar de las exhibiciones, los conciertos y el popular desfile de antorchas, y muchos regresarán el mismo día. La crisis está incidiendo de forma más acusada en un hobbie como es el mundo de la moto, por eso los moteros se ven obligados a reducir rutas y viajes a concentraciones. C.A.S. La Gaceta de Salamanca.

-----------------------------------------------------------------------
Este año ha sido muy frío, es posible que no más que otros anteriores, y a los meseperos también les afecta este gélido tiempo castellano. En esta edición han acudido 4 intrépidos y abnegados meseperos: Tito, Juan, Irene y José Luis; han hecho muchas fotos, se han divertido y no han hecho caballitos ni han quemado rueda. También acudieron Paco rollán y Yolanda, pero más abrigaditos en coche. El pabellón mesepero sigue presente en Pingüinos.

Para la semana que viene el asunto se cuece en Tordesillas con la concentración de Motauros, y seguro que vamos el sábado a pasar el día por allí.

 
GALERÍA DE FOTOS
CLASICAS ZAMORA
Ver todas las galerias
Contacto
Ver todos los enlaces
Contacto

Ponte en contacto con nostros si deseas participar en nuestras rutas, patrocinar nuestras actividades, insertar publicidad, aportar contenidos, poner un anuncio, etc.


Email: info@moterossinprisa.com
Formulario de contacto
Boletin de noticias
Boletín de noticias MSP
Suscríbete a nuestro boletín de noticias y recibirás por email toda la información de las próximas rutas y eventos que tengan lugar Escribe tu email:
Enviar Enviar
HISTORIA | MOTEROS | GALERÍAS | NOTICIAS | SPONSORS | TIENDA | CONTACTO | ENLACES | AVISO LEGAL| FORO
XHTML 1.0 ValidoCSS ValidoCompatible Firefox ©  Diseo web Office 2000